sábado, 25 de agosto de 2007

EL ARTE Y EL FISCO

Los medios de comunicación han publicado estos días que Abertis ha comprado 'Mujer con gorro y cuello de piel” de Pablo Ruiz Picasso con la intención de ser cedido al Estado en pago de impuestos. Esta figura, cada vez más utilizada por las grandes empresas para extinguir sus deudas tributarias, se denomina dación en pago.
La posibilidad de pagar parte de la deuda tributaria mediante la entrega al Estado de bienes de valor histórico artístico quedó recogida inicialmente en la Ley 16/1985 del Patrimonio Histórico Español y fue estrenada por los herederos de Miró que pagaron el Impuesto sobre Sucesiones con una colección de grabados y óleos del artista. En un principio, la norma era válida para el Impuesto sobre Sucesiones, el Impuesto sobre el Patrimonio y el Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas, pero en la actualidad el sistema se extiende a cualquier deuda tributaria. Así el pago de cualquier impuesto podrá realizarse con la entrega de bienes pertenecientes al Patrimonio Histórico Español que estén inscritos en el Registro General de Bienes de Interés Cultural o incluidos en el Inventario General de Bienes Muebles. No es imprescindible la citada inscripción, siempre que el Ministerio de Cultura o el órgano equivalente de las CC.AA. determine la valoración del bien ofrecido en pago y su conveniencia e interés de aceptarlo.